Mandato Global - Parte 11 (Hechos 20:22-25)



Hechos 20

22 Y ahora, he aquí que yo, atado en espíritu, voy a Jerusalén sin saber lo que allá me sucederá,
Unidad

Trinidad


Hechos 20

23 salvo que el Espíritu Santo solemnemente me da testimonio en cada ciudad, diciendo que me esperan cadenas y aflicciones.




24 Pero en ninguna manera estimo mi vida como valiosa para mí mismo, a fin de poder terminar mi carrera y el ministerio que recibí del Señor Jesús, para dar testimonio solemnemente del evangelio de la gracia de Dios.
hoy Su sufrimiento

mañana Su resurrección
persona = S-E-R-V-I-C-I-O

sufrimiento
V-O-C-A-C-I-Ó-N

vida después de la vida
C-R-I-S-T-O
24 Pero en ninguna manera estimo mi vida como valiosa para mí mismo, a fin de poder terminar mi carrera y el ministerio que recibí del Señor Jesús, para dar testimonio solemnemente del evangelio de la gracia de Dios.
no para evadir una carrera difícil

sino el terminar la carrera

Similitud a Cristo
“la voluntad de Dios”
24 Pero en ninguna manera estimo mi vida como valiosa para mí mismo, a fin de poder terminar mi carrera y el ministerio que recibí del Señor Jesús, para dar testimonio solemnemente del evangelio de la gracia de Dios.
salvo para servir
24 Pero en ninguna manera estimo mi vida como valiosa para mí mismo, a fin de poder terminar mi carrera y el ministerio que recibí del Señor Jesús, para dar testimonio solemnemente del evangelio de la gracia de Dios.
Gracia no es la garantia de una vida libre de dolor

una vida de dolor libre de mis demandas
Hechos 20

25 Y ahora, he aquí, yo sé que ninguno de vosotros, entre quienes anduve predicando el reino, volverá a ver mi rostro.

Comments